después de comer
 

- - - - - - - - 
 


 

 

 
Después de comer

                     A Lola Follón
 

A las tres de la tarde
Mis manos te sujetaban
A las tres de la tarde
Bajo las sábanas
A las tres de la tarde
Lucha greco-romana
A las tres de la tarde
Tu boca, mi boca, al oído susurraban
A las tres de la tarde
Llegaba por el pasillo
El eco fúnebre de guerras y ejecuciones
A las tres de la tarde
Nuestras piernas entrelazadas
 
 
 
 
 
 
 

Asomarme yo quiero
 
 

 Y me encontré una mujer frente a mí,
           Y le dije: no tengo pelo,
             Soy un pez. Y ella me dijo:
                  Conocerás el mar, esa ancha tumba
                   Leopoldo María Panero, Súcubo.
 
 

Asomarme a la ventana
Ver mil estrellas
Ardiendo de madrugada.
Asomarme yo quiero,
Al abismo de tus sábanas
Gritar demente,
Desde esta cárcel
Que quiero:
Asomarme a la ventana
Andar desnudo montaña abajo
Salir vestido del agua
Saltar en paracaídas del autobús
Y establecer mi cuartel general
En tu cama.
Asomarme yo quiero,
Asomarme a la ventana.
Asomarme a la ventana
De tus ojos,
Bañarme en el glaciar
De tus lágrimas.
 
 
 
 
 

Me duele la cabeza

Con la cogorza de ayer
Perdí la memoria RAM.
Apenas me acuerdo de esa mujer,
Borracha y sin compostura
Que balbuceaba por su amor perdido.
No sé en que bar ni a qué hora.
No dejé que me contagiara 
Su tristeza.
En otro escenario dos árabes discutían,
Vino un tercero, se quitó el cinturón
Y atacó a uno de ellos, que echó a correr
Por las calles mojadas.
Seguí bebiendo en la barra.
Cuando me caí de la silla,
El piloto automático me devolvió a casa.
 
 
 
 
 
 

La ciudad y el campo

Cuando vivía en el campo
Solía  pasear por los valles.
Entre pinos y muchos otros
Árboles, plantas y pájaros.
Cuyos nombres nunca he sabido.
Cuyos nombres nunca podrán
Adornar este poema.
Y me sentía bien,
Porque me sentía pequeño,
Humilde, insignificante.
También solía hacer pequeños trabajos
Con las manos.
Y me sentía bien,
Porque me sentía hombre,
Grande, fuerte.
No me dio tiempo ha aprender
Esos nombres, que jamás adornarán
Este poema.
De nuevo en la ciudad
Salgo a pasear por las calles.
Puedo reconocer cualquier símbolo,
Cualquier señal dibujada en la pared.
Pero eso  no me hace más feliz.
 
 
 
 
 
 

LOS TOPOS

Todos nacemos bajo tierra.
Unos pocos salen fuera
Y en vez de andar
Parecen  volar.
Algunos salen a la superficie
Y tras un corto paseo
Vuelven a ultratumba.
La mayoría son topos
A los que la luz hiere.
 
 
 
 
 
 
 

El río sigue fluyendo

Por tu amor no me convertiré
En un alma en pena.
Reza una pintada en las 
Calles de Granada.
Ahora lo tengo todo claro
Ante mí. Y sé,
Como dijera Kerouac,
Que mi corazón puede crecer.
Sé que los salmones vuelven siempre
A su lugar de nacimiento,
Y también sé el teorema de Pitágoras.
Sé otras muchas cosas
Y no puedo estar indiferente.
De forma egoísta 
Elijo, entre dos opciones
Egoístas.
El mayor compromiso es él
De no comprometerse.
El amor verdadero es él
Que no tiene fecha de caducidad.
El que no ata, el que no posee.
Sólo estafadores parlanchines
Hablan del futuro.
¿Sabrá alguien sí el gallo
dejará de cantar cuando salga el sol?
 
 
 
 
 
 

Don´t walk

Después de una caminata
Cogí el autobús
Para luego bajarme
Y entrar en el metro
Otra vez en la noosfera
Tuve que andar,
Para,
Ilusionado
Cruzar el último semáforo
Que me lleva hasta ti.
 
 
 
 
 
 

Equilibrio

La vena dorsal de mi pene
Está visiblemente inflamada
¡No hay problema!
Dice el urólogo, pero yo
No me fío.
¿Porqué habría de hacerlo?
Es mi polla la que puede estar enferma.
Decía Arrabal que los cobardes
Eran los listos,
Los que cuidaban de sus cojones.
Vi a un tío en la tele
Al que un médico quería cortarle la pierna
¡Era lo fácil!
Él menda escapó del hospital
Y otro médico le salvó la pata,
Después de cortarle en rodajas
La carne podrida.
Algún día podrás cruzarte con él por la calle,
Un anónimo valiente.
Ayer conocí a Lenon,
Seropositivo,
Comedor de hongos y otras sustancias
Guerrero de esa realidad
Escondida en algún lugar 
De tu mente.
Hablaba del amor, la compasión,
La iluminación y la inmensa polla de
Su último amante negro.
Yo le hablé del odio, mis malos viajes
Y de la envidia por esa promiscuidad
De los maricones.
Y nunca encontramos el equilibrio.
Sólo algunos santos,
Solo algunos idiotas.
Y la vena dorsal de mi pene
Sigue ahí,
Visiblemente inflamada.
Pero eso no me impidió
Echar con mi chica el mejor polvo
En mucho tiempo.
 
 
 
 
 
 

Y Leo vaga por los muelles

Sintiéndose tonto
Lamentando perder a Mardou
Y oigo los quejios lastimeros 
De los gatos
Reclamos desesperados de placeres nocturnos
Y leo
Aquí
Bajo tierra.
 
 
 
 
 
 
 

Cualquier tarde de domingo

Cuando me siento solo
Salgo  a pasear por calles abarrotadas
Y veo el miedo
En la mirada de la gente
Y siento
Mi propio miedo ante los otros
Ante los demás
Y sacamos los cuchillos en forma de codos
Para apuñalar a cualquiera que se cruce
No
         Somos
                        Mas

Que
          Animales
                            Acorralados
 
 
 
 
 
 
 

¿He aprendido algo?

Le dije gordo a un gordo
Y me partió la boca
Defendí a un débil
Y me dieron un cabezazo en la nariz
Justo antes
De que mi derecha le alcanzase en el ojo
El otro día en un vagón del metro
Una tía se encaró con unos macarras
Quizás tenía razón
Quizás no
Por eso no hice nada cuando la golpearon en la cara
Tan solo
Recogerla del suelo
 
 
 
 
 
 

     
Según el día

A veces no me apetece levantarme de la cama,
No porque esté cansado, sino porque no espero nada de un nuevo día.
Ser un tumbado, como Onetti.
Vivir en mi cama ajeno a todo.
A veces salgo a la calle dispuesto a comerme el mundo
Intentando disfrutar de esas cosas pequeñas
Que dicen,
 Son el secreto de la vida.
Intento ver a la gente con generosidad, como Doisneau.
A veces me encierro en mi casa
No quiero ver a nadie
Otras, voy al cine y hasta hago el amor de vez en cuando
Voy a museos y a manifestaciones
A veces escucho música brasileña
Y me entran ganas de jugar al fútbol.
    
 
 
 
 
 
 
 

Poema tipográfico II
 
 

                                                   n
                                                 nnn
                                                nnnn
                                               nnnnn
                                              nnnnnn 
                                             nnnnnnn
                                            nnnnnnnn
                                           nnnnnnnnn
                                          nnnnnnnnnn
                                         nnnnnnnnnnno
 
 
 
 

Estoy jodidamente desquiciado
Y jodidamente loco,
En un mundo jodidamente
Loco y desquiciado.
Corolario: Soy normal.
La normalidad siempre me ha dado miedo.
Es la caja de Pandora
De todas las tormentas,
De todos los desordenes.
Estoy jodidamente
Loco y desquiciado,
En un mundo jodidamente desquiciado
Y jodidamente loco.
Corolario: Estoy jodido.
Estar tan jodido siempre me ha dado miedo.
Es otra capa de barniz,
Que asila e insensibiliza.
Y te deja a solas
Con tus frustraciones.
 

    
 

Como un rayo de piedra.
Como un sol de dorados alfileres,
Que resquebraja la tierra,
Que quema la piel.
Como una casa deshabitada.
Como una horca desocupada.
Así es el sentimiento de perdida.
 

     
 

Sube sube sube
Baja baja baja
Du dos de la cuiller
Au cul de la douariére.
Y hoy es lo mismo
Que ayer.
Sube sube sube
Baja baja baja
Baja maja paja
Sube tuve pero no retuve
Baja sube baja
Maja tuve paja
Pero no retuve.
Universo anverso reverso
Perverso enhiesto
Te meas fuera del tiesto.
Sube baja sube
Paja maja tuve
Y no me acuerdo
Donde estuve.
Du dos de la cuiller
Au cul de la douariére.
Y hoy es lo mismo
Que ayer.
 

             
 

Perdio,
De unos brazos a otros
De barra en barra
Pasando del calor al frío.

Perdio,
Con la tripa vacía
La mirada triste
Fumando cigarrillos.

Perdio,
Andando al amanecer
Sin ganas de buscar mi sitio.
Dejo escapar algún gemío.

Perdio,
Como un niño en un 
Supermercado,
Como un tesoro escondió.

Perdio,
Me cuesta levantarme
Y encontrar en los libros
El camino.

Perdio,
Paso las horas,
La noche y el día
Para no encontrarme contigo.

Perdio, 
sin creer en el destino
de máquinas registradoras
De colores definidos.

Perdio,
En la inercia de los números
Y las letras del banco.
Ya no pego ni un ladrio.
 
 
 
 
 
 
 

Zariá
 

Sólo queda la tristeza,
La misma del inicio.
Tu no puedes vencerla
Yo no puedo vencerla
La pudiste ver
En las aguas de Granada
“El que ama arde,
El que arde:
Vuela a la velocidad de la luz.
Porque amar es
Ser lo que se ama.”
Eternamente 
En vuelo.  

                                     A Val del Omar
 
 
 
 
 
 
 
 
 

OFERTA DEL DIA
 

Una vez vacío
Lávelo y tiéndalo a sol.
En pocos días tendrá listo
Su nuevo corazón.
 
 

                     
 

Desde aquí arriba todo se ve pequeño.
Oscuridad y guiños de estrellas,
pequeños destellos.
Yuri salió por el extractor de basuras
para no volver.
Alejarse de la órbita y flotar.
Todos los contactos en off.
No habrá más acoplamientos.
Autonomía en el espacio.
Me despedí de la luna,
esclava perpetua.
Viaje sosegado al infinito.
 Hola marciano!
Ven conmigo a ponerte morao.
Desde aquí arriba todo se ve pequeño.
 
 
 
 
 
 
 
 

Andaré deprisa por la calle,
como si tuviese algo que hacer.
Como un yonki, como un ejecutivo.
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

Esfera
 

                    La estática aprendió todos los símbolos
                   En el libro del directorio con violencia inflexible.
                   El tiquet que explotó. William S. Burroughs
 

Control.
Ningún resquicio de libertad.
Todos los medio, todas las armas
Para la uniformidad.
Consumo, escapismo, alienación.
Control.
Mass media mentirosos,
Creadores de opinión.
Lenguaje sin imágenes.
Ficción-Realidad.
Control.
Trabajo, guerra. No-sueño.
Control.
Nación, familia, cárcel.
Idiotas que no saben que lo son.
Control.
Voici le temps des assassins
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

> From: "carlos peres garcia" <jlfb8271@hotmail.com>
Date: Mon, 26 Nov 2001 15:38:00 +0000
To: salvaje@poesiasalvaje.com
Subject: Re: saludos
 

Hola, os mando unas poesias en archivo adjunto, me encantaria que estuvieran en vuestra fantastica pagina. agur.


 
 

de Mikel Caverna

a 13 de Diciembre 01
 
 
 
 
 
 
 

 
a index

 
 
 
 

#poesiasalvaje.com
® todos los textos propiedad y registrados por sus autores